Publicó la foto de su bebé en redes sociales, le diagnostican enfermedad

Un usuario de Reddit le informó de que el color amarillento de los ojos de la pequeña podía deberse a un exceso de bilirrubina en sangre, una patología conocida como ictericia

“¿Tiene los ojos un poco amarillos?”. Con esta sencilla pregunta se dio comienzo a un estudio que terminó con la bebé en tratamiento médico. Gracias a las redes sociales, la salud de esta menor ya está en manos de especialista y no corre ningún riesgo después de que el usuario vespera23 deImgur diera por casualidad con la foto que un padre había compartido la primera vez que su hija entraba en una bañera.

“El primer baño de mi hija no podía haber ido mejor”, escribió como texto que acompañaba a la imagen visualizada por más de 1,8 millones de personas. En ella podía verse a la pequeña en brazos de su padre, envuelta en una toalla y con la cara en un gesto a punto de estallar en llanto. En cuanto vespera23 vio la instantánea se puso en contacto con el progenitor para informarle de que la niña podía tener la bilirrubina alta.

Para dar con el diagnóstico, el usuario –que se definió como ‘pediatra paranoico’– se basó en el color amarillento de los ojos de la bebé, aunque confesó que la imagen había sido publicada con cierto tono anaranjado que podía haber despistado su olfato experto. Sin embargo, los indicios se confirmaron cuando los padres de la menor la llevaron al médico y constataron las sospechas de ictericia infantil de las que habían sido avisados.

La ictericia se define como niveles altos de bilirrubina en la sangre. Esta sustancia producida en el organismo cuando se reemplazan los glóbulos rojos nuevos por los viejos no es correctamente descompuesta por el hígado, algo bastante frecuente en los niños recién nacidos. Cuando el bebé está en el vientre materno, la placenta es la encargada de eliminar el exceso de bilirrubina. Sin embargo, al comenzar una vida por sí mismos, el hígado de los pequeños tiene que desarrollar esta nueva función a la que puede tardar un tiempo en acostumbrarse.